¿Ilusionado con la temporada del Arcos Albacete Basket?

Sí. Muy contento por lo que está haciendo el equipo a lo largo de esta temporada. Después de lo vivido la campaña pasada, el objetivo era consolidar al club en la categoría de LEB Plata.Lo antes posible asegurar la permanencia.Nos sentimos premiados con la clasificación para la disputa de los playoffs de ascenso a LEB Oro, sobre todo es un premio para la afición que siempre ha estado y está apoyándonos.

¿Ha vuelto el “boom” del baloncesto a la ciudad de Albacete?

Efectivamente. Esta temporada es, sin duda, el “boom” del basket. Nos sentimos desde Albacete Basket, motor de esa recuperación de la emoción, de ese sentimiento, de todo ese ambiente que el baloncesto a nivel local merece tener. Es muy bonito ver el pabellón del Parque prácticamente lleno cada jornada.

¿La aparición del Albacete Basket fue positiva para el baloncesto local?

Fue una decisión muy acertada la creación de un único club en Albacete. Dispersar esfuerzos económicos y deportivos es complicado de manejar.

¿Va a más el Albacete Basket?

Este verano se inició un proceso de consolidación en el Albacete Basket, con su masa social y con la ampliación de la junta directiva. Este año se ha dado un salto importante y todo ello está teniendo su reflejo en todos los ámbitos del club, incluido el deportivo.

¿Es muy costoso un club en la categoría en la que está el Arcos Albacete?

El baloncesto es un deporte que en la ciudad de Albacete no recibe el “empuje” económico que se merece. Competimos en una categoría muy costosa. En LEB Plata los presupuestos son de una cantidad económica importante. Sobre todo si quieres competir. Exige mucho trabajo, de estar buscando patrocinadores.Es complicado.

¿Cuál ha sido tu peor momento en estos 3 años?

El más triste fue la temporada pasada en Zamora. Después de un año complicado, en las últimas jornadas ganamos a Cambados que iba líder y a Valladolid que ascendió a Oro. Nos jugábamos mantener la categoría ante el Queso Zamorano en su cancha. Dominamos todo el encuentro y al final se nos escapó el partido y la permanencia en dos minutos. Lo pase muy mal.

¿Y el mejor momento de tu etapa de presidente?

El mejor, lo tengo muy claro. Fue el ascenso a LEB Plata en León. Después de dos años acariciando el ascenso, conseguirlo fue un momento fantástico. Precioso.